blog

Innovación permanente al alcance de tus manos

El factor clave de la innovación: prototipos impresos en 3D de DICSA

La empresa española DICSA es un fabricante líder de accesorios de acero inoxidable, así como distribuidor de componentes hidráulicos y conectores de flujo de fluidos. Desde 1983, cuando se fundó, DICSA está actualizando sucesivamente todos los aspectos de sus operaciones. La implementación de la impresión 3D en el ciclo de producción a principios de 2017 marcó una nueva etapa en el desarrollo de la compañía.

Entre muchos otros productos, DICSA fabrica multiconectores. El propósito de los dispositivos es conectar de forma fácil y segura varios componentes hidráulicos y neumáticos. Se usan principalmente en aplicaciones agrícolas y de construcción. Por lo tanto, sus diseños deben ser probados exhaustivamente, para proporcionar un servicio confiable en cada situación.

OBJETIVO

Para seguir siendo competitivo y garantizar la máxima calidad posible, el departamento técnico decidió buscar nuevos métodos de creación de prototipos. Al necesitar una solución rápida y confiable, recurrieron a prototipos impresos en 3D. Su objetivo era mejorar el sistema mecánico de los multiconectores, reajustar los conectores y reducir los costos de construcción.

Elegido inicialmente debido a su excelente relación rendimiento-precio, Zortrax M200 ha demostrado rápidamente ser una herramienta más que de diseño. Mediante el uso de material Z-ABS económico, los ingenieros contaron con un medio de prueba confiable. La característica del material garantiza superficies duraderas e impecables, excelentes para la creación de prototipos impresos en 3D.

Prototipo impreso en 3D y comparación de pieza final

PROCESO

Además, la comparación de los métodos tradicionales de hacer modelos de prueba e impresión 3D confirma la innegable superioridad de este último. DICSA estima que el prototipado se volvió un 80% más barato luego de presentar la impresora 3D. Los ahorros son aún mayores si toma en consideración todos los problemas resueltos durante el proceso. Una vez disponibles solo en la pantalla de la computadora, los modelos 3D se volvieron accesibles para un examen más detallado. Los prototipos impresos en 3D pueden revelar defectos ocultos de diseño.

Según DICSA, los prototipos están listos para probar 3 veces más rápido que antes. Rentable y rápido, la impresión 3D sirve como una alternativa viable para los métodos previos de alto costo. Además, la impresora 3D Zortrax no requiere preparación de arranque y poco o ningún mantenimiento.

Varios prototipos impresos en 3D

RESULTADO

Zortrax M200 no solo permite rediseñar y mejorar los productos existentes, sino que también proporciona una solución para la prueba inicial de piezas personalizadas ordenadas por los clientes. La producción de bajo volumen de artículos altamente especializados requiere un control exhaustivo de sus diseños. Mientras que la inspección en el software de modelado 3D puede identificar áreas problemáticas, solo un objeto tangible brinda la oportunidad de poner el concepto en una prueba real. Estos controles de calidad iniciales y visualizaciones de bajo costo se convirtieron en activos invaluables para los clientes de la compañía.

CONCLUSIÓN

En consecuencia, la fiabilidad de Zortrax M200, su velocidad y el rendimiento general permitieron a DICSA hacer que el ciclo de producción fuera aún más eficiente. Los ingenieros y diseñadores pueden detectar problemas más rápido y más fácil. Los cambios rápidos en los diseños son rápidos y sin esfuerzo, ya que solo requieren piezas específicas impresas en 3D. Lo que solía consumir hasta 120 horas de trabajo de una máquina altamente especializada, ahora se completa en menos de dos días con un solo dispositivo robusto.

Paulina

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *